Manuel CALDERÓN

Publicado

«Profundidad Cautiva»

Espacio Proyectos
Septiembre 12 – Octubre 19, 2019

 

 

Los dibujos de Manuel Calderón creados sobre una superficie de vidrio casi a modo de grabado, son mallas, rejas y alambres, que, en medio de su perfecta tensión y simetría, se rompen abriendo paso en esa estricta cuadrícula a un portal para sumergirnos al infinito. La luz que se emana desde del interior intensifica los detalles de cada dibujo. El gesto obsesivo y racional de Calderón, realza la geometría de estas formas y objetos cotidianos. Simultáneamente, el juego de espejos con el que se construyen las piezas produce esa sensación mise en abyme, una imagen dentro de otra imagen…repetitiva, reiterativa, perpetua.

 

El dibujo en la obra de Manuel Calderón es el eje de toda reflexión. Es entonces, como el origen de todas las formas es una búsqueda a partir del espacio cotidiano y personal, que deviene en un espacio geográfico, en un nuevo territorio. En Profundidad Cautiva las mallas, símbolo de límites, de un espacio demarcado o de una frontera, son creadas a partir de un dibujo racional, obediente y estático, que reflejan construcciones que nacen de modelos geométricos. Cada elemento usado en la creación de las piezas es deliberado. Los espejos que emplea el artista, comúnmente usados en la arquitectura contemporánea, son un límite frágil que separan un lugar de otro. Los elementos plásticos como la luz, la madera y la ausencia del color, son referentes directos de la estética modernista.

 

Particularmente, Calderón se interesa por la distorsión, el detalle que transgrede, el error imperceptible dentro de una aparente perfección, para así quebrantar no solo un patrón reticular, sino la convencionalidad. La sutil imperfección en sus dibujos es el catalizador para el cambio que irrumpe las formas aparentemente inmutables de la arquitectura y la construcción como son una puerta o un cercamiento. En este caso, son los umbrales que nos permiten pasar de un ámbito a otros, atravesando el límite que los separa. Es una búsqueda de la trascendencia, expandiendo los alcances de la mirada para crear así, un vehículo hacia el infinito.

Manuel Calderón